Submit to FacebookSubmit to Google BookmarksSubmit to TwitterSubmit to LinkedIn
   

Frey - Freyja

Detalles

Mitología Nórdica

Dioses de las Runas
Frey Freyja

Freyja

Frey

Freyja está casada con un dios llamado Od, que marcha en largos viajes. Derrama por él lágrimas de oro encarnado, y lo busca en un carro tirado por dos gatos, y utiliza muchos nombres falsos. Se le llama Mardoll, Horn, Gefn, (la que da) y Syr (Cerda).

Se dice de ella que es fácilmente invocable, que le gusta la poesía y que concederá ayuda a todo aquél que se la pida en aventuras amorosas.

Frey era miembro de la raza de los dioses conocida como Vanir, que en un tiempo fue rival de los Aesir a la cual pertenecían Odín, Thor y Tiw, y que luego se convirtieron en sus aliados.
Originariamente debió haber sido un dios de la fertilidad, pero en la poesía nórdica se le ha humanizado. Posee una espada mágica que corta el aire por impulso propio y un barco que viaja derecho hacia su destino en el momento que se iza las velas.

Poco se sabe sobre su aspecto, pero a decir de todos, es noble y valiente; Frey “significa señor”. Su correspondiente femenino se llama Freyja, “señora”. Esencialmente ellos son los aspectos masculino y femenino del poder generador de la tierra, quizá los continuadores del primitivo par divino Nerthus Njord.

Los dioses no son tan numerosos como los dioses de la mitología teutónica. Lo que se menciona con más frecuencia es la esposa de Odín, Frija, que significa “la bien amada”. Comparte con su esposo parte de su sabiduría pero no siempre está de acuerdo con él. Nunca se ciñe a una forma de actuar consecuente. Si le toma cariño a un guerrero que Odín ha destinado a ir a la batalla, el resultado nunca es certero.

En su forma primitiva Frija era diosa de la fertilidad y el matrimonio. Se invocaba su nombre para que vinieran los niños. Como la mayoría de los dioses de la fertilidad es promiscua. Los romanos la identificaban con Venus y Venerius dies se asimiló a Friday, Viernes.

A Frija se la confunde en los mitos con Freyja por la similitud de los nombres. Mientras que Frija es un Aesir, Freyja es un Vamir y un líder de las valquirias. Sin embargo, la característica que Frija y Freyja tienen la misma raíz en cuanto a la feminización de una deidad de la tierra. Actúan por motivos similares y están estrechamente relacionadas con Frey en todos los asuntos independientemente del sexo de cada uno.

Una historia narrada acerca de Freyja podría irle perfectamente a Frija también. Un día que Freyja visitó el taller de los enanos vio sobre una mesa una gargantilla de belleza incomparable y muy hábilmente labrada. La diosa, que adoraba los ornamentos por encima de todas las cosas, estaba dispuesta a ofrecer lo que fuera por poseer la gargantilla. Los enanos acordaron dársela sólo a condición de pasarse una noche con cada uno de ellos. Freyja consintió inmediatamente. Cuando Odín se entero del pacto, hizo que Loki le quitara a Freyja la gargantilla del cuello mientras dormía, y sólo se la devolvió después de hacerle consentir en provocar una guerra entre dos reyes mortales.